Las tres dimensiones de José Miguel en el Museo de Huesca

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Bajo el epígrafe “Sed fugit” se inauguró en el Museo de Huesca la última exposición del artista alcañizano José Miguel Abril.

Este verso de Virgilio, sed fugit interea, fugit irreabile tempus (“pero huye entre tanto/ huye irreparable el tiempo”) expresa la visión trágica de nuestro artista, plasmada en las cuarenta obras expuestas, entre pinturas y esculturas. “Las tres dimensiones son el medio perfecto para materializar un pensamiento, hacerlo tangible y compartir su emoción” dice José Miguel. Y ese desasosiego ante la fuga irreparable de la vida, ante el dolor del vivir y desaparecer, la expresa magníficamente a través de la fuerza creadora, expresiva, arrolladora en sus creaciones. Hay una potencia desgarradora latente en cada una de las composiciones expuestas que manifiestan la fragilidad del ser, el dramatismo de una condición humana sujeta a las limitaciones y a la muerte. José Miguel es un artista personalísimo,  creador de una belleza herida, inquietante, sugerente; capaz de transmitir una profunda emoción estética y filosófica, puesto que en su arte hay sentimiento y reflexión: como espectadores podemos dialogar con ella y ser interpelados, de manera que ese sentir trágico deviene, ante la abrumadora lucidez de su propuesta, en impulso vital. El artista posee la virtud de transformar la imagen del dolor existencial en belleza ferozmente creadora.

Las obras de esta exposición mixta (29 pinturas de distintas técnicas y soportes y 11 esculturas en alabastro) están distribuidas de manera diversa por los espacios del Palacio de los Reyes de Aragón que es sede del museo oscense, de manera que las paredes del gran salón del trono acoge las pinturas podría decirse que flanqueada por dos tallas en alabastro negro (“Nganga”) y siena (“La mendiga”); la sala inferior “de la campana” reúne cuatro cabezas en alabastro blanco, mientras que la sala superior “de la reina Petronila” muestra, también en alabastro blanco, el “Torso”, el “Perro semihundido” y la desgarradora cabeza de “El comienzo”. La inauguración contó con la presencia del Director General de Cultura del Gobierno de Aragón, Ignacio Escuín, quien destacó el “principio filosófico” que inspira el trabajo de Abril, el cual “nos hace reflexionar sobre lo estático del mundo y sobre el tiempo que lo devora todo”. Además de Escuín, acompañaron al escultor la comisaria de la muestra, Carlota Santabárbara, y la directora del museo Ana Armillas.

La exposición estará abierta al público hasta el día 24 de septiembre, de martes a sábados de 10.00 a 14.00 horas y de 17.00 a 20.00 y los domingos de 10.00 a 14.00 horas. Ω

 

20170812-escultura-jose-miguel-abril

Últimas Noticias

Noticias más populares

Agenda del Bajo Aragón

Sin eventos

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información. Ver política